Big Data y Analytics en el sector sanitario

Entrevista con Antonio Torrado, responsable de Servicios de Analytics y Data Management de Hewlett Packard Enterprise

Big Data y Analytics en el sector sanitario

Antonio Torrado de Hewlett Packard Enterprise

Ratio: 0 / 5

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 

Entrevista con Antonio Torrado, responsable de Servicios de Analytics y Data Management de Hewlett Packard Enterprise: “Desde HPE Analytics y Data Management, bajo el paradigma tecnológico del Big Data pretendemos liderar como socio tecnológico, la evolución hacia la sanidad 4.0”.


Un profesional de su perfil, con 20 años de experiencia en el sector de las telecomunicaciones, ¿se imaginaba hace un tiempo que desarrollaría su actividad para el sector sanitario? 

Sinceramente no; sin embargo, no es esta una condición muy excepcional, ya que en el sector de las Tecnologías de la Información, y especialmente en el ámbito de mi especialidad, la de la Inteligencia de Negocio y la Analítica, es muy habitual que nuestra profesión nos haga discurrir por más de un sector de actividad. En mi caso, fundamentalmente han sido las telecomunicaciones en el arranque de mi carrera para enfocarme después, en los últimos diez años, en el sector sanitario. Debo además señalar que esto ha sido una verdadera satisfacción a nivel profesional, ya que como en pocos sectores, el sector sanitario, permite a los profesionales de IT, realizar proyectos de verdadero impacto en la ciudadanía con la capacidad de transformar y mejorar la vida de las personas, y de los profesionales de la salud. En mi caso, ha ocurrido así, y es en este sector donde mi trabajo me ha reportado más satisfacciones personales y oportunidades de desarrollo profesional.


En la revolución digital que se extiende a prácticamente todos los sectores de la economía, ¿cuáles son las tendencias que Hewlett Packard Enterprise observa en la transformación digital del sector sanitario?

Actualmente en HPE manejamos más de 3.000 millones de transacciones sanitarias anualmente con una cobertura y presencia global no sólo geográficamente sino en todo el espectro de tecnologías de la información. Precisamente desde esta posición a la vez de responsabilidad y privilegio, participamos activamente en la investigación, experimentación y construcción de estas nuevas tendencias.

El sector está bajo una verdadera revolución sísmica para pasar de un modelo centrado en el proveedor de servicios sanitarios a un modelo en el cual, el paciente, es ahora agente activo del sistema sanitario, y pasa a convertirse en la verdadera “espina dorsal” del sistema.

Además de la tendencia asociada a los movimientos ‘Maker’ sobre tecnologías de impresión 3D y la Realidad Virtual; o la tendencia en torno a los ‘Healthbots’ para el uso de robots como auxiliares de salud; me gustaría resaltar especialmente dos tendencias muy presentes ya en el sector:

Por una parte, la irrupción imparable de los dispositivos wearables y nearables que ya están generando nuevos datos de salud facilitados por los usuarios conectados que permite crear plataformas de salud de gran alcance. Las soluciones verticales para la gestión de este ecosistema de sensorización han allanado el camino para la aparición de nuevos modelos de servicio sanitario y de negocio.

La segunda tendencia que quisiera resaltar es sin duda, el modelo digital de salud, que pasará a ser la corriente principal. En los próximos años, esperamos ver a los proveedores sanitarios experimentando con nuevas soluciones tecnológicas basadas en la digitalización de sus servicios como eje vertebrador de su propuesta sanitaria. Aquellas organizaciones sin una mentalidad transformadora se quedarán definitivamente atrás en el sector y verán amenazada su propia supervivencia.


Y en este contexto de transformación que nos describe, ¿cuál es la necesidad para el big data en las organizaciones sanitarias?

Con la digitalización tanto de los procesos internos como de las interacciones con los pacientes, surge de forma inmediata la generación de volúmenes ingentes de nuevos datos de salud con crecimiento exponencial y tipología compleja y heterogénea; este tsunami de datos no puede ser gestionado por las organizaciones y los sistemas actuales, para dar soporte a los procesos de toma de decisión clínica, de gestión o estratégica. La conectividad entre paciente, familias y nuevos conceptos de equipos de salud, está introduciendo un nuevo nivel de relación con los pacientes que requiere de los sistemas de información una transformación que permita el intercambio y procesamiento seguro de la información en modo ‘near-real time’ desde los nuevos puntos de entrega de servicios de salud, habilitando la interacción directa con el paciente desde los canales y dispositivos digitales.

Las tecnologías Big Data permiten hoy abordar esta transformación de los sistemas de información tradicionales ante el reto de descubrir el nuevo valor que encierran los nuevos datos de salud.


¿A qué se refiere con el valor de los nuevos datos?

Le agradezco esta pregunta especialmente, pues es en este punto donde reside a la vez, tanto el verdadero potencial transformacional de la tecnología big data en las organizaciones como la dificultad en convertir en retorno tangible la inversión tecnológica.

En nuestra experiencia basada en proyectos big data y analítica avanzada en el sector sanitario, y de forma concreta en España, hemos podido implementar soluciones por ejemplo, para la optimización de los recursos sanitarios resultando en un retorno inmediato derivado del uso eficiente de los recursos y el presupuesto disponible, manteniendo o incluso mejorando el servicio sanitario ofrecido a los pacientes; en otros casos, hemos podido por ejemplo retornar a la organizaciones sanitarias mediante gasto evitado en un orden de magnitud medido en varias decenas de millones de euros, mediante la detección de malas prácticas, errores, y fraude explícito en distintos servicios; otro ejemplo, es la propuesta de nuevos servicios de valor a los pacientes, mediante la recomendación predictiva de acciones e información personalizada para el cuidado de su salud que con enfoque preventivo redundan de forma directa en ahorro en costes derivado del uso reactivo de los servicios tradicionales. Otro ejemplo innovador que está sin duda aportando un gran valor en la mejora de los servicios de salud es el uso de las tecnologías cognitivas en el ecosistema big data, para dar soporte automatizado al proceso de decisión clínica evitando errores por ejemplo en el proceso de diagnóstico, y a la vez generando eficiencias y evitando nuevamente el coste que suponen los errores de diagnóstico.

El descubrimiento de valor y operacionalización de las analíticas con valor de salud para los gestores, profesionales o los pacientes, es clave en los proyecto de big data y analítica avanzada.


Ante los no pocos retos del sector sanitario español, ¿cómo entiende que es posible para un proveedor de salud abordar proyectos de innovación y disrupción tecnológica como big data?

No solo es posible, sino que es precisamente una necesidad y una urgencia. Actualmente las organizaciones sanitarias se enfrentan al complejo equilibrio entre el aseguramiento de su sostenibilidad financiera por una parte, y la mejora de la excelencia y la calidad de sus servicios por otra; Todo ello en un contexto de costes crecientes, con un envejecimiento de la población y un aumento de las condiciones crónicas.

Ante este reto y mediante soluciones Big Data desde HPE venimos trabajando en varias líneas de innovación. 

Por una parte mediante analíticas predictivas basadas en los millones de transacciones administrativas y clínicas disponibles hemos podido generar modelos predictivos que permiten a nuestros clientes del sector, reducir costes del orden de decenas de millones de euros en distintos ámbitos de los servicios de Salud como:

  • la detección de Fraude en la Prestación Farmacéutica;
  • analíticas predictivas del gasto sanitario
  • identificación de episodios clínicos financiados erróneamente;
  • optimización en la asignación de recursos sanitarios; entre otros.

Por otra parte, y con objeto de mejora de la práctica clínica, HPE ha diseñado una solución que permite el análisis semántico del contenido textual de las historias clínicas digitales, que actualmente permanecen ocultas a gestores y profesiones clínicos. Mediante este sistema nuestros clientes pueden evitar errores de clasificación taxonomía clínica, detección temprana de enfermedades raras, vigilancia sindrómica, y en general mejorar los procesos de diagnóstico y calidad de la prestación.

Estos y otros muchos casos de uso, son fundamentales en el aseguramiento de la sostenibilidad y mejora del sistema sanitario.

Desde HPE Analytics y Data Management, bajo el paradigma tecnológico de big data pretendemos liderar como socio tecnológico, la evolución hacia la sanidad 4.0, basada en la predicción, la prevención, la personalización y la participación en la cual los pacientes, pasan a ser los protagonistas activos en el control de su salud.


Basado en su experiencia en esta área ¿cuáles son los principales obstáculos que se encuentran a la hora de implementar soluciones tecnológicas en el ámbito de la salud?

Fundamentalmente podemos resumir que los retos que nos encontramos habitualmente en proyectos big data son los siguientes:

  • Amalgama tecnológica continuamente emergente, que continuará en los próximos años y que requiere de la adaptación al nuevo modelo del IT Dual que permita acomodar la agilidad requerida por el nuevo paradigma tecnológico y la puesta en servicio de aplicaciones y analíticas de valor en cuestión de días en lugar de meses.
  • Escasez de recursos humanos especializados desde científicos de datos, desarrolladores big data, arquitectos, etc.
  • La dificultad que encierran los nuevos datos: datos sucios, de difícil acceso, baja calidad, heterogéneos, etc.
  • La seguridad y confidencialidad que es crítica en el sector sanitario.
  • La gobernanza del dato que requiere el nuevo paradigma de big data.
  • Y muy especialmente la consecución de verdadero valor sanitario los proyectos de big data y analítica.

Nuestro equipo de HPE Analytics & Data Management lleva más de cuatro años en la implementación de proyectos y soluciones de tecnologías big data pero fundamentalmente en la elaboración de casos de uso y de negocio. Sin que seamos en absoluto ajenos a los retos y dificultades, sí podemos aportar como socio tecnológico en el ámbito de la inteligencia de negocio y big data, aceleradores y soluciones previamente probadas, que permiten a nuestros clientes avanzar sobre un terreno de innovación de forma más ágil, minimizando riesgos, reduciendo costes y maximizando el aporte de valor.


En este ámbito del big data, ¿qué elementos diferenciales entiende usted, aporta HPE en el sector sanitario? 

Me gustaría subrayar al menos cuatro elementos diferenciales que aportamos al mercado sanitario

  • En primer lugar, conocimiento y experiencia atesorada de forma continua desde hace más de 17 años en el desarrollo de soluciones de inteligencia de negocio y analítica en el sector sanitario.
  • Sin duda, un activo clave para HPE es un equipo profesional dedicado a Big Data Analytics e Inteligencia de Negocio de más de 200 profesionales en España y por encima de los 5000 a nivel global, con gran capilaridad geográfica que nos permite abordar proyectos desde la cercanía a nuestros clientes.
  • Por supuesto, HPE a diferencia de otros proveedores, tiene una capacidad Big Data extremo a extremo, cubriendo si es preciso, todo el espectro necesario de una iniciativa big data, desde nuestra especialización en infraestructuras hardware y software para soportar plataformas big data en sus distintas modalidades de consumo, hasta los servicios profesionales altamente capacitados para el abordaje de proyectos y servicios en prácticamente todo el espectro tecnológico de big data con relevancia en el mercado actual
  • Pero, especialmente en este ámbito, me gustaría señalar como principal diferenciador de HPE, la innovación de nuestras soluciones como motor de transformación de nuestros clientes. Disponemos incluso en estos inicios de la disrupción big data en el sector, de decenas de casos de uso exitosos, que ponemos a disposición de nuestros clientes para acelerar su transformación hacia organizaciones “data-driven”.

Aportamos innovación en nuestras arquitecturas de referencia big data; innovación mediante laboratorios de analítica avanzada para el descubrimiento de valor en los datos; innovación en nuevos modelos de consumo de big data: desde modelos tradicionales on-premise, a modelos IaaS, PaaS, “big data” OnDemand y Analytics-as-a-Service; e innovación e nuestro extenso catálogo de productos y servicios sobre tecnologías big data con la innovación como clave diferencial.

Desde HPE compartimos con nuestros clientes del sector, un compromiso inequívoco por la consecución de valor de los proyecto de tecnología; en el ámbito de Big Data, es especialmente necesario concentrar el esfuerzo en la consecución de retorno tangible y evitar el error de los proyectos aislados del negocio. Con toda la profundidad tecnológica que sin duda es necesaria para abordar una iniciativa big data, desde HPE entendemos que esto no es condición suficiente, y que solo desde el enfoque continuado en la consecución de valor, es posible garantizar el éxito de estas iniciativas.